Taille du Texte : A+ A- A

A la encrucijada de los sabores

¡Una región ideal para conocer nuevas sabores y productos de gastronomía de alta calidad!

Los vinos AOC Gaillac

Tres colores y una gama de sabores

 

A principio, conocido desde la Antigüedad, por su vino blanco, el viñedo de Gaillac ha llegado ser hoy un producto de calidad para los aficionados (Clasificación AOC en el año 1930).

Repartido entre una gama de blancos (Mauzac, Loin de l’oeil, Muscadelle) frescos, afrutados y una gama de tintos (Braucol, Duras, Syrah) con fragancias de madera, afrutados incluso ligeramente pimentados, el vino de Gaillac encanta por la suavidad de su aproximación.

Los tres colores de este vino se conjugan en varias versiones : secas, dulce y “perlé“, vinos para conservar en toneles de roble, natural o de primavera.
Los productores le harán compartir sus experimentos y su destreza, con pasión.
Vengan a visitarlos, las bodegas del viñedo están señaladas en las carreteras de la región.

Para más informaciones : www.vins-gaillac.com

Los “Croquants”

¡La especialidad Cordesa por excelencia!

 
Incontestable especialidad azucarada de Cordes, desde hace un siglo, el “croquant“ esta cocinado con harina de trigo, clara de huevo, almendras del Suroeste y de un poquito de misterio, para que sea único.
 
Esta galleta se casa muy bien con ensaladas de frutas o helados y un vasito de vino blanco de Gaillac….
¡ El que prueba esta pequeña golosina volverá a comer
Deleitando!
 
 


El Pato

Una tradición gastronómica de Suroeste

El pato pertenece a la cocina del Suroeste, pues es normal de encontrarlo, en varias maneras, en la cocina regional: aiguillettes, magrets, confits, foie gras, paté, cuellos rellenados etc. Hay para todos los gustos.

Los criadores les darán los secretos para cocinar y sabrán convencerlos de la importancia de esta tradición gastronómica regional que parece ser buena para la salud.

 

Quesos y otros productos lácteos

¡Dejen hablar sus deseos!

Encontrarán los “cabecous“, tommes”, queso fresco y los yogurts en los mercados del sábado por la mañana cerca de los comerciantes locales o en casa de los productores.

Están elaborados con leche de ovejas, vacas o cabras que viven al aire libre en los ricos pastos del “Ségala“ (cual viene de la palabra seigle, centeno) y también de los “Causses“ de la región de Vaour hasta Saint Antonin.

Saborear con una rebañada de pan campesino o una barra crujiente ¡Es un verdadero regalo!

 

Ternero del Aveyron y del Segala (Marca Roja)

Una carne de buena calidad.

Esa raza prestigiosa, reconocida por su valor carnicera (carne rosada, sabrosa y sin grasa). La cría responde a normas muy rigorosas. El ternero esta amamantado por su madre y después alimentado con cereales, engrandece en los pastos de las provincias de Tarn y de Aveyron.

Para más informaciones :  www.irva.asso.fr

 

La trufa

¡No se le olviden los mercados de la trufa!

El oro negro crece muy bien en nuestras tierras calcáreas, parecidas a las del “Quercy“. Así, se puede ver de Cordes-sur-Ciel hasta Albi, cada vez más, campos de cultura de esa seta subterránea.

El mejor momento para saborearla es el invierno (de mediados de Diciembre hasta mediados de Febrero).

Además, es en esa época que se organiza en Cordes el mercado de la trufa ver (Rubrica Mercados). El sindicato de los explotadores de la Provincia del Tarn organiza también en “Villeneuve sur Vére“ la fiesta de la trufa el primer domingo de Febrero.

¡Momentos de delectación para los aficionados de esa seta al olor incomparable!

 

Azafrán, colza y Girasol…

¡Plantas que les aturdirán!

Se puede, según la temporada, andar a lo largo de los campos de colores, al mejor raro para ustedes : amarillos para colza o el girasol, morado para la flor del azafrán cultura que se extiende, cada vez más, en la provincia del Tarn.

Cultivadas de manera natural, con mucha pasión, esas plantas tienen calidades culinarias conocidas, pero también virtudes terapéuticas.

 
 

Profitez de notre région pour découvrir de nouvelles saveurs !

En vous approvisionnant localement vous agissez pour l’environnement (moins de déchets et de carburants), vous vous gorgez de vitamines et vous contribuer à l’économie de nos campagnes. Pensez-y !

Les vins AOC Gaillac :

Connu depuis l’antiquité, tout d’abord pour son vin blanc, le vignoble du Gaillac est devenu aujourd’hui une valeur sure des amateurs de vin (classement AOC en 1930).

Partagé entre une gamme de blanc (Mauzac , Loin de l’Oeil et Muscadelle) frais et fruité et une gamme de rouge (Braucol, Duras et Syrah) aux arums boisé, fruité,  voire légèrement poivré, le vin de Gaillac séduit pour son accessibilité.

Les trois couleurs de ce vin se déclinent en diverses versions : sec, doux ou perlé, vin de garde, fut de chêne ou nature,  primeur…

Les producteurs, passionnés par leur travail, ne seront jamais avares de vous fournir les renseignements que vous souhaitez.  Allez leur rendre visite, les caves du vignoble sont fléchées à partir des principales routes du territoire.